Entre las nieblas de estos días, la inundación, las lluvias, el frío, el invierno…. bla bla bla, imposible hacer nada en el huerto. La tierra sigue tan húmeda, mojada, que clavas la azada y se queda hundida en la tierra que cuesta montón sacarla.

Un día cualquiera de esta semana a las 8 de la mañana:

De momento sólo he podido ver que tal están mis fresones y las cosas del invernadero, que por lo menos va tirando, y a pesar de que se inundó sólo se murieron las borrajas.
Anuncios